lunes, 9 de marzo de 2009

Boca pierde los puntos por la llegada tarde de Giuntini al antidóping


Boca había empatado con Vélez 1-1 en Liniers por el Clausura 1993. El punto sumado no era del todo malo contra el que sería el futuro campeón. Pero la bomba explotaría tras el partido. Porque uno de los convocados al antidóping, el defensor xeneize Giuntini, se presentó tarde al control y el tribunal de disciplina terminó fallando contra el jugador (suspendiéndolo) y contra Boca (sacàndole el punto y dando por finalizado 0-2 el choque con Vélez).Los hechos concretos fueron más que confusos pero se sucedieron más o menos así...

A las 19 horas de un caluroso domingo de marzo de 1993, “Pancho” Lamolina daba por finalizado el partido. En la sala del control antidóping, estaban el medico de la AFA (Oscar Kermansky) y los delegados de Vélez (José De Luca) y Boca (Emilio Klotzman). Bolillero mediante, se realizó el sorteo y cayeron en la volteada Almandoz, el “Turco” Asad, Mac Allister y Giuntini. A las 20.42, el médico de la AFA asentó la ausencia de Alejandro Giuntini en la planilla, hizo firmar a los dos delegados y se llevó solamente tres muestras de orina.

Ya al dia siguiente había versiones, dudas e hipótesis para todos los gustos. ¿Giuntini no quiso cumplir con el control? ¿A qué hora se presenté en realidad? ¿Era correcta la hora de cierre de la planilla (20.42) o pudo haber una confusión ya que desde la medianoche anterior se había atrasado una hora el huso horario en todo el pais?

Giuntini trató de convencer al trinunal con dos testigos. Los periodstas Julio Marini (Clarín) y Oscar Okretich (Radio Nacional). Ambos catalogaron de imposible que a las 20.42 Giuntini todavía no se hubiera presentado. Okretich fue mas contundente en sus dichos al decir que “...a las 19.30 fui a buscar un cargador de batería al vestuario de Boca. Allí escuché al doctor Denari decirle a Giuntini que debía ir al control antidóping. A las 19.42 cerramos la transmisión y yo fui a buscar mi auto. Adelante estaba la camioneta de Giuntini, donde lo esperaban Mac Allister y la mujer. Yo seguía escuchando el programa que terminó a las 19.55. En ese momento vi venir a Giuntitni que llegaba del control en donde no había encontrado a nadie”.

En Boca no dudaron en disparar contra el médico de AFA. Ricardo Denari (médico de Boca), declaró: “...a Boca no se le permitió hacer el control. El jugador estaba indispuesto, cuando se recuperó yo mismo lo acompañé para cumplir con el trámite y no encontramos a nadie. De ninguna manera eran las 20.42 como dice el informe. Lo que sucede es que este médico tiene antecedentes conflictivos. Inclusive en un Independiente-Racing por la Supercopa del año pasado el partido había empezado y los médicos de los clubes no sabían si había antidóping porque él no estaba en la cancha”.

El delegado de Boca presente en el sorteo también tuvo su versión: “...el médico de AFA ya estaba mal predispuesto. Debía haber llegado a las 16.30 y llegó a las 17.05 porque la policía no lo dejó entrar con el auto. Y cuando vio que Giuntini no llegaba empezó a decirme que era un soberbio y que no era la primera vez que le hacía algo así. Le dije que iba a buscarlo, que esperara, pero no quiso. Y yo me puse tan nervioso que firmé la planilla sin verificar la fecha ni el horario”.

Las declaraciones del médico de AFA fueron terminantes para decision final del tribunal. “...a las 20 horas dije que vayan a buscar a Giuntini. Fueron tres veces y en la última el médico de Boca me dijo que el jugador no quería venir. En total lo esperamos una hora y cuarenta minutos. Hasta que hice firmar la planilla a los delegados y me fui con las tres muestras de orina.”

¿Quien mintió? ¿Quien dijo la verdad? Nunca lo sabremos con exactitud. Lo concreto es que ese punto que le sacaron a Boca empezó a dejarlo más lejos en la lucha por el título.

10 comentarios:

  1. La realidad fue que en la AFA todos los demás clubes, como siempre, pidieron que nos perjudicaran y lo lograron. Pero al final (salvo a Velez) les salió a todos el tiro por la culata porque el campeón fue el equipo de Liniers. Otra injusticia más contra Boca, y van...

    ResponderEliminar
  2. Si no me equivoco ese día hizo un gol Trotta de penal, tras un foul a Walter Pico. Lo que no sé es si Pico aún era jugador de Boca y jugó porque no había cláusulas que lo impidiesen entonces.

    ResponderEliminar
  3. Que hay de cierto que días después el gran Blas Giunta tocó de atrás el auto de un jugador del fortín y le dijo "así no Vélez!". Abrazo bostero.

    ResponderEliminar
  4. y ese dia es recordado como un milagro,seria la unica vez que no beneficiaron a boca

    ResponderEliminar
  5. ¿La única? Investigá un poquito antes de hablar giladas: la quita de puntos con Newell's en 2001 (una de las únicas de los últimos tiempos), la expulsión de Claudio Rodríguez por colgarse del alambrado. Si el arbitraje de Pezzotta el sábado pasado era al revés se iba a hablar un mes.

    Cómo será ese mito que hasta algunos pelotudos todavía dicen que el promedio se puso en medio de un campeonato en el que Boca se estaba yendo al descenso, lo que es una mentira total y absoluta (el que terminó anteúltimo ese Metropolitano fue el equipo de Videla, Massera y Lacoste).

    ResponderEliminar
  6. lo que dice el anonimos es cierto, fue la unica vez que nos cagaron, siempre jugamos con lavandina ayudin al lado
    HAY QUE ACERLE AL AGUANTE A mACRI LOCO,que gracias a mauri nos llenamos de gloria

    ResponderEliminar
  7. aca hay mas pruebas de que no la de Giuntini no fue la unica vez que nos perjudicaron http://imborrableboca.blogspot.com/2009/10/la-pregunta-del-millon-xix.html

    ResponderEliminar
  8. Seamos sinceros: son más las veces que nos beneficiaron que al revés. Por ejemplo, cuando Serna jugó en Talleres declaró que en esa época se había vuelto "más jugador y menos carnicero" (con otras palabras) porque los arbitros no le dejaban pegar como cuando jugaba en Boca

    ResponderEliminar
  9. Juan M, uno no es ciego y siempre hay cosas para poner de los dos lados de la balanza. Lo que digo es que siempre suele ocurrir con los más grandes que se hace una bola de nieve de las cosas que son a favor y se ignoran las que hay en contra.

    PD: Es un ignorante más grande que el anterior, Francisco.

    ResponderEliminar