viernes, 30 de abril de 2010

El "Topa" Forestieri y su fuga al Genoa FC


No pasó nada grave ni que no se haya visto antes, pero no por eso vamos a dejar de dedicarle un homenaje (?) y conocer un poco qué cosas llevaron a Fernando Martín Forestieri a hacer lo que hizo. O sea rajarse.
Media punta o segundo delantero de mucha técnica que nació en Rosario el 15 de enero de 1990 y recaló en Boca a los 13 años, tras un inicio en la cantera leprosa de Ñuls y previo pago de 50.000 dólares. Una ganga y un excelente negocio, se comentaba off the record. Pero ya veremos que no fue tan así.
Tras encandilar a todos en Casa Amarilla, su carrera clavó los frenos en 2004 cuando sufrió graves problemas en una de sus rodillas y de golpe y porrazo el negocio se les caía a todos. Se averiguó por un tratamiento serio de recuperación pero las cifras asustaron a muchos y Boca tomó una decisión polémica: se negó a pagar el tratamiento, obligando a Forestieri a recuperarse por su cuenta. Aquí parece estar la clave de todo.
Un año después, la noticia golpeó duro: el Genoa FC se lo llevó a Italia, la tierra de sus ancestros y los Forestieri, ni lerdos ni perezosos, armaron los bolsos a los piques, hicieron uso de la patria potestad y se fueron a hacer la Europa. En el momento de su llegada, la temporada 2006/2007, el Genoa estaba en la Serie B y la verdad es que no tuvo muchas oportunidades con el primer equipo. Pese a eso, y gracias a su doble nacionalidad por tener abuelos nacidos en Italia, tuvo el honor (?) de jugar con la selección de fútbol de Italia. Tras rechazar una llamada de la selección argentina sub-17, se desquitó siendo un azurro en las selecciones italianas sub-17 (8 partidos, 5 goles), sub-19 (14 partidos, 4 goles) y sub-20 (1 partido).
En la siguiente temporada el AC Siena, ya de la Serie A del Calcio, se interesó por el Topa, tal como lo apodaban, se la jugó y a mediados de 2007 lo fichó. Sin mucha gloria a cuestas, a mediados de 2008 volvió a cambiar de club y se lo pudo ver en el Vicenza. No debe haber convencido aquí tampoco ya que en 2008 tuvo que armar nuevamente las valijas para mudarse no sólo de club sino de país, para terminar aterrizando en el Málaga FC de España. Tardó 14 fechas en hacer su primer gol y todavía se le tiene algo de esperanza a que termine de explotar de una buena vez por todas. Esperanza que irradia él mismo al declarar en un medio partidario de su nuevo club y muy sueltito de cuerpo que “...todos me comparan con Leo Messi. El Leo es distinto, es otro ritmo... Cuando me ven jugar la gente dice "ah, pero este no es Leo". Las comparaciones no sirven....”.
Ya aclarado (?) el tema sobre si es una especie de Messi y antes de bajar el martillo y decidir si es héroe o villano, veamos que dijo Forestieri ante una pregunta que caía de maduro ni bien pisó la Madre Patria: “...¿Qué pasó en tu partida de Boca a Genoa... hubo algo de lío, no? Sí, hubo lío. Yo me quería quedar en Boca, pero pasaron algunos quilombos en mi barrio con mi hermano. Le habían disparado unos tiros y estaba ingresado en el hospital. Así que me salió lo del Génova y me pareció una buena opción para salir de allí. Ellos no lo entendían, pero tenía que hacerlo....”.

5 comentarios:

  1. Hay un par de datos ahi que no había escuchado nunca. Supongo que no estuvo tan mal, entonces.

    ResponderEliminar
  2. si lo forrearon cn la recuperacion ta perfecto q se aya ido

    ResponderEliminar
  3. Felicitaciones Topa, como madre de un colega conozco de cerca el ambiente y he visto tantas injusticias al cabo de estos años, que lo tuyo compensa un poquito lo que los clubes hacen con los chicos, ademas como a le hicieron a Messi no te quisieron pagar el tratamiento, entonces que se joroben.
    Exitos

    ResponderEliminar
  4. que se pudra limpiando letrinas en españa...

    ResponderEliminar