sábado, 20 de diciembre de 2008

Riquelme vs Agustín Pozzetti


El 30 de noviembre de 2008 Boca, puntero del Apertura, recibía a Racing por la fecha 17. Ya en el segundo tiempo, con el partido 1-1 y los nervios a mil por el triunfo que no llegaba, Riquelme pesca un rebote llovido en el área de la Academia y con una tremenda volea clava el segundo en el arco de Migliore. Con la Bombonera todavía explotando por semejante golazo, Román sale corriendo a todo vapor hacia la zona de la platea preferencial. La que está arriba de los bancos de suplentes. Allí clavó su mirada desafiante y con el dedo índice, inequívocamente le dedicaba su gol a alguien. El mensaje fue clarito: “tomá, es para vos”.Al toque se armó una escaramuza con empujones en la platea y los “seguridad” tuvieron que sacar a un flaco al que estaban por comérselo crudo. Esa misma noche, tras el partido, los hechos se encadenaron velozamente. La fiscal María Zapata actuó de oficio y acusó a Riquelme de incitar a la violencia y de alterar el normal desarrollo de espectáculos deportivos. El flaco al que Román le dedicó el gol era un tal Agustín Pozzetti y según su tibia versión, minutos antes le había gritado a Riquelme un “vamos Román, vamos que hay que poner huevos”. Riquelme le tomó la patente y con el golazo a cuestas fue a buscarlo. Tanto la estrella como el desconocido fueron citados a declarar en los días siguientes y Riquelme resumió, fiel a su estilo, la situación ni bien salió del juzgado. “La verdad, esto es una boludez”. Tal cual.

2 comentarios:

  1. Este pendejo estúpido (sí, el tal Agustín Pozzetti) hace un mes más o menos, quiso entrar a ver un partido de tenis haciéndose pasar por periodista. Lo sacaron cagando.

    No sé... es la clase de gente que no desearía que fuera bostera (Giordano, Daniel Agostini, etc.)

    ResponderEliminar
  2. Un groso Román, recuperate idolo!

    ResponderEliminar