lunes, 15 de agosto de 2011

Marcelo Trobbiani: de la quinta divisón de Boca a la Selección Nacional

Jamás había jugado en primera, ni en tercera, ni siquiera en cuarta división. De la quinta de Boca saltó directamente al Seleccionado Nacional Argentino. No para jugar un partido amistoso cualunque  sino para enfrentar a Bolivia, en La Paz, en un encuentro decisivo por las eliminatorias para el mundial de Alemania 1974.  ¿Quién fue el protagonista de tan curioso caso? Nada más ni nada menos que Marcelo Antonio Trobbiani, aquel talentoso volante central de la década del 70, famoso por sus pisadas, amasadas, túneles, tacos, gambetas y por su personalidad, exquisitez y excelencia para jugar al fútbol.
A principios de 1973 integró el juvenil argentino que en el torneo de Cannes salió tercero y fue elegido como el segundo mejor jugador del torneo. Regresó convertido en una gran esperanza xeneize y se reintegró a la quinta división. 
El fútbol argentino arrastraba la pesada carga de no haber clasificado para el mundial de México 70 luego de quedar eliminado por Perú, partido disputado en la Bombonera, en un grupo integrado además por Bolivia. Para esta nueva eliminatoria, Bolivia y Paraguay eran los rivales a enfrentar y la AFA decidió enviar a la altura de Tilcara, en Jujuy, a un seleccionado alternativo que iría para aclimatarse y luego disputar en La Paz el partido por las eliminatorias frente a los bolivianos. Esta selección fue denominada “Selección Fantasma” y uno de los jugadores citados por el técnico Miguel Ignomiriello fue precisamente Marcelo Trobbiani.
El día anterior al partido y ya con la presencia del técnico de la selección principal, Enrique Omar Sívori, al frente del plantel, el propio Marcelo cuenta en una nota: “..alguien pidió silencio y anunció la formación del equipo... y como suplentes: Fillol, Guerini, Bochini, Sá y Trobbiani... pensé que era una broma...”.
Más adelante prosigue: “...no sólo fui al banco, sino que faltando quince minutos me hicieron entrar por Telch. Yo soy un jugador de buen manejo, me tengo fe, me animo a ponerla bajo la suela, tirar un caño, hacer uno que otro taquito… pero, no quise fallar y la veía venir y le pegaba para arriba, habré tocado media docena de pelotas, pero creo que cumplí...”.
Volvió feliz  a su Boca y al poco tiempo debutó en primera para quedarse varios años con el puesto de número 5 y ser uno de los emblemas de aquel gran equipo que armó Rogelio Domínguez y que jugó un fútbol de alta categoría, dando verdaderas cátedras a lo largo de un par de años. Pero que lamentablemente no logró coronarse campeón, aunque dejó un recuerdo inolvidable en toda la hinchada xeneize. Por suerte para Marcelo, la llegada del Toto Lorenzo en 1976 le permitió dar su primer avuelta olímpica con la azul y oro. 
Luego jugó en España, volvió a Boca en 1981 para salir campeón nuevamente, fue parte del seleccionado argentino campeón del mundo en 1986, previo paso por Estudiantes de La Plata y más tarde por Chile, Colombia y Ecuador. Y se dio el gran gusto de ver jugar a su hijo Pablo en la primera de Boca, quien por torneos de la AFA, debutó en el recordado 3 a 2 a River, la tarde del “nucazo” de Guerra.
.
Autor Jorge Claudio Joffrés

12 comentarios:

  1. Puede ser que el gol de ese partido contra Bolivia lo haya hecho el Piqui Ferrero?

    ResponderEliminar
  2. No, lo hizo Fornari (si mal no recuerdo) Sanjuanino, que jugó en Velez

    ResponderEliminar
  3. Muy buen post, Jorge. No recordaba esta historia. Un crack con todas las letras Marcelito Trobbiani!

    ResponderEliminar
  4. Ese, Fornari. Tenía la imagen de una foto en blanco y negro y de un tipo cuyo apellido empezaba con F.

    ResponderEliminar
  5. Sí lo hizo Fornari de palomita, pero no era sanjuanino sino mendocino

    ResponderEliminar
  6. No Gabriel, Oscar Fornari era Sanjuanino, nacido en un lugar llamado Media Agua. Creo que tu confusión proviene de que jugó en Gimnasia y Esgrima de Mendoza (mi equipo del alma, después de Boca obvio) y de allí fue transferido a Velez. Luego jugó también en GyELP. Fue su único partido en la selección y si lo hizo de palomita

    ResponderEliminar
  7. Paradojicamente los 2 campeonatos que ganó en Boca no lo tuvieron de titular indiscutido, el metro 76 jugaba salteado y fue transferido a España cuando ya se estaba jugando la ronda final, y en el metro 81 el equipo de Maradona, una hepatitis lo alejo de las canchas buena cantidad de partidos, cuando volvió de España la 12 cantaba Papa Noel, Papa Noel.....nos trajo a Trobbiani a Maradona y a Miguel (Brindisi)

    ResponderEliminar
  8. Fornari fue el autor del gol, de palomita. Lo recuerdo como jugador de San Martín de San Juan en el 70 o 71. Jugaba en Vélez cuando fue convocado a integrar la "Selección fantasma". Carlos.

    ResponderEliminar
  9. Nunca mas Boca volviò a jugar al fùtbol tan brillantemente como con aquel equipo en el que jugaba Marcelito Tobbiani. Nunca mas.

    ResponderEliminar
  10. Alguna vez seguro que si jugo brillante, por lo menos en una estructura importante, pero ese equipo era brillante al compas de un monstruo que fue Osvaldo Potente, busquen en la pagina de Guille HISTORIA DE BOCA, cada vez que no jugaba Potente que pasaba con el equipo, incluso antes de la llegada de Torbbiani y de Rogelio Dominguez a la direccion tecnica

    ResponderEliminar
  11. me acuerdo en un torneo de verano jugando para Boca en el area rival mano a mano le hizo como 2 o tres amagues al arquero Vivalda que atajaba para racing sin saber ambos que la jugada ya habia sido anulada por el arbitro.Un verdadro monstruo el mandrake

    ResponderEliminar
  12. y porque no cuentan como le robaron el ultimo partido de ese grupo a Paraguay en la bombonera....con un empate argentina no iba al mundial 74 y tampoco iban a organizar el del 78....el refere chileno ormazabal se encargo de hacer su trabajo para asegurarles esa plaza.

    ResponderEliminar