viernes, 26 de febrero de 2010

Facundo “Colorado” Sava


Fue tan pero tan dramático el andar del Dream Team de Bilardo que lo de Facundo Sava en Boca pasó casi desapercibido. Pero casi. No por eso el Colorado la iba a sacar tan barata (?) ni nos íbamos a olvidar de él.
Llegado al club por expreso pedido del técnico para encarar la temporada 1996/97, este obelisco hecho mediocampista tardó más de lo previsto en ponerse a punto (?). Será por eso que recién tuvo su bautismo de fuego a comienzos de noviembre de 1996. Y cuando ya el agua se filtraba en la sala de máquinas del Titanic.
Esa noche Boca recibió a Independiente en un clásico que ponía en juego algo más que el honor. De hecho Bilardo al tener enfrente nada menos que a Menotti le sacó filo a la guillotina tras la derrota 0-1 en la Bombonera. El Colorado jugó solo un rato al entrar por Tito Pompei, pero la verdad es que no se entendió mucho su función. ¿Una especie de volante con ida y vuelta por la banda o una especie de lateral que intentaba trepar por el costado pero no se animaba? Jamás lo sabremos con exactitud. ¿Perdido dentro del campo de juego? Eso seguro.
Lo concreto es que tras el sartenazo de Menotti al doctor, Sava entró en casi todos los partidos que quedaban de ese Apertura pero de a ratos aislados. Cinco minutos por acá, quince por allá. Nunca jugó mas de media hora. Y así completó a duras penas la cifra de 7 partidos oficiales con cero gol aportado.
La última fecha fue más de lo mismo pero bajo la orden de Pancho Sá como técnico interino. Llegó el verano y las ilusiones renovadas duraron nada. El arribo del técnico que se fajó lindo con un jugador de Boca sirvió, entre otras cosas, para la despedida del Colorado con una tarjeta roja incluida. Fue el 14 de enero de 1997 en un amistoso jugado contra el San Pablo en el Morumbí en el marco de la Copa Hermanos (?). La derrota fea 1-3 fue el broche de un partido que arrancó torcido y en el que Sava, titular desde el inicio por primera y única vez, se fue a las duchas en el primer tiempo. Un cierre a toda orquesta.
Evidentemente no tenido en cuenta por Veira, su carrera iniciada en Ferro, se rehizo como delantero en Gimnasia de La Plata y más tarde en el Fulham de Inglaterra, el Celta de Vigo y Lorca de España, Racing de Avellaneda, Arsenal de Sarandí y ya con un pie al borde del retiro, bajó al ascenso a ponerse la camiseta de Quilmes.

17 comentarios:

  1. De esos jugadores que uno se pregunta: ¿Este jugó en Boca?. Jugar es una forma de decir...

    ResponderEliminar
  2. Estrella fugaz? Por lo hecho en Boca yo lo catalogaría como madera balsa (aunque después en Gimnasia si rindió como 9).

    ResponderEliminar
  3. sabes que tuve la duda JR...
    pero el reglamento (?) indica que 9 partidos o menos es demasiado poco como para juzgarlo.

    ResponderEliminar
  4. Bilardo se mandó una macana enorme poniéndolo de lateral-volante-extremo 3x1 (?). Por ahí ni como "9" hubiese triunfado en Boca, pero no jugar en "su" posición lo mató. Es como si a Palermo lo ponés de enganche...no da.

    ResponderEliminar
  5. Capitán, el problema es que Sava en Ferro jugaba de ese 3x1 (?). Moverlo a la posición de centrodelantero ahora resulta obvio, pero fue idea de Timoteo cuando Sava cayó en Gimnasia.

    ResponderEliminar
  6. lei lo que subiste sobre antonio alegre y fue un grande de verdad, yo tambien hice un posteo sobre alegre, yo soy pendejo pero me sobra lo que escuche para darme cuenta lo que fue para boca, un saludo si te interesa leelo, es un gran blog, abrazo http://fobal2000.blogspot.com/2010/02/se-fue-el-gran-antonio-alegre.html

    ResponderEliminar
  7. Sava incluso llegó a jugar algún partido como segundo central en Gimnasia. En esta época hubo una reserva contra las gallinas donde estaban Sava en Boca y tomate Pena en los contrarios. Se nota que eran épocas menemistas

    ResponderEliminar
  8. JR: Aaavisa! Como después "se hizo 9", mi memoria asoció equivocadamente esa posición a su época de Ferro, de la que sólo recuerdo que era colorado.

    ResponderEliminar
  9. Ni lo tenia a Sava en Boca....muy raro....

    ResponderEliminar
  10. BILARDO HIJO DE PUTA!!!!!

    ResponderEliminar
  11. el mejor delantero de racing en los ulitmos 5 años (eso lo dice todo jaja)

    ResponderEliminar
  12. Germán, no te olvides de Lisandro, jugadorazo.

    ResponderEliminar
  13. por eso digo. después de lisandro nada o... sava

    ResponderEliminar
  14. La historia de Sava en Gimnasia es increíble.
    El tipo se hizo goleador jugando con la camiseta Nº6. A Timoteo se le habían lesionado todos los 9 y lo mandó al Colo arriba porque tenía presencia y buen juego aereo. El primer partido que jugó como 9 metió dos goles y, obviamente, nunca más volvió a la cueva.
    Debe ser de los casos más extraños en la historia.
    Un tipo que estaba jugando de central pasa arriba y mete dos goles en su primer partido como delantero.
    Claramente olvidable su paso por Boca pero no es para desmerecer la posterior carrera que hizo.
    Además es de los pocos jugadores que cuenta con un título universitario en nuestro fútbol argentino. Para nada despreciable.

    Juan Pablo.

    ResponderEliminar
  15. QUE VAYA A DAR CLASES A LA CONCHA DE US MADRE Y LISTO

    ResponderEliminar
  16. Sava... estudié con él en la facultad, ja.

    ResponderEliminar
  17. que bueno que recuerdes a uno de los grandes de la historia del futbol, creo que deberia haber alguien quien todos los dias haga un blog para conmemorar a los grandes del deporte rey.

    ResponderEliminar