miércoles, 13 de octubre de 2010

El Boca - Olimpia de la Libertadores 1989


A lo largo de su historia, Boca Juniors siempre ha dado sobradas muestras de carácter tanto en torneos locales como en internacionales. Hubo jornadas épicas, jornadas milagrosas y de esas que van pasando de generación en generación, siempre con algún agregadito de más. Pero los que ibamos creciendo en la década del ochenta nos teníamos que contentar apenas con escuchar esas historias o a lo sumo leerlas en alguna revista vieja. Hasta que por fin una buena noche nos desvirgamos (?). Fue el 12 de abril de 1989 en cancha de Boca, en medio de una jornada en donde los más viejos tuvieron que tener el cuore al día para sobrevivir los últimos cinco minutos de partido. Y los más pibitos miraban para todos lados y no entendían una goma lo que estaba pasando. Esto es Boca (?) señores.
Y antes de arrancar hay que admitir que la envergadura del rival multiplica por dos la epopeya: ese Olimpia de Paraguay era más duro que un yunque. No era un Botafogo o un flancito de esos que vienen de paseo a Buenos Aires. Hecha la aclaración, nos ajustamos los cinturones y arrancamos.
Copa Libertadores, octavos de final. Partido de ida en eAsunción bajo un sol que rajó la tierra e interminables lluvias de naranjas en cada corner o lateral a favor. Derrota 0-2 y penal de Comas desviado que pudo haber sumado un poco más de optimismo para la revancha. Fue un golpe duro para ese Boca de Pastoriza que ya empezaba a quedarse sin nafta también en el campeonato local.
Revancha en Bombonera colmada. A los 18 del primer tiempo, los paraguas habían tirado dos baldazos de agua helada y ya ganaban 0-2, poniéndose entonces cuatro goles arriba en la serie. Pero Boca empezó a meter la piernita y llegó al empate 2-2 a los 5 del segundo tiempo tras goles de Perazzo y de Villarreal . Pero a los 15 del segundo tiempo, todas las esperanzas parecieron hacerse pelota cuando Amarilla puso el 2-3 que obligaba a Boca a meter tres goles para ir a penales. Pastoriza sacó a Abramovich, puso a Latorre y el partido empezó a jugarse a matar o morir. A los 25 llegó el empate a través de Comas de penal y los paraguayos parecieron bajar la cortina a pura hacha y tiza en el mediocampo.
Hasta que a los 41, Richard Edunio Tavares agarró la lanza y transformó una patriada en gol: 4-3. El pasto se le empezó a mover más de lo aconsejado a los paraguas y los minutos finales fueron tremendos. Imposible olvidarse cómo temblaba la cámara de TV del viejo Canal 9 ante cada ataque de Boca. Y llegó el milagro. A los 44, tras la salida de un córner en el área de Casa Amarilla, en lugar de buscar el viejo y querido ollazo, fue toque corto y disparo sorpresivo de Walter Perazzo. La pelota le pasó por debajo al arquero cerca del primer palo. Las tribunas se estremecieron ante el milagro de alcanzar el impensado 5-3 y forzar los penales. Penales que fueron otro parto sietemesino.


Se patearon en el arco de Casa Amarilla y tuvieron todos los matices. En la serie de cinco, Olimpia estuvo match point en su último penal. Pero Navarro Montoya le atajó a Miño con un manotazo dramático, Tapia convirtió y hubo que recurrir a las series de uno y uno.
El primero de Olimpia no fue gol, así que el match point pasó a los pies de Boca. La Bombonera tomó aire para lo que iba a ser un festejo sin igual, pero Villita se puso más blanco que la Tango y le tiró una masita a Ever Almeida. Siguieron pateando un par más, hasta que Tavares erró y Olimpia se llevó la clasificación por 7-6. Una eliminación dolorosa como todas, pero que no borra la hazaña llevada a cabo esa noche.

47 comentarios:

  1. En el partido de ida, perforé la puerta de casa con una silla, terrible bronca que tenía.
    La vuelta la escuché en casa y recuerdo haber salido la mañana siguiente con un terrible orgullo de ser de Boca, más allá del dolor de la eliminación.

    ResponderEliminar
  2. Para cuando goles mellizos el quinto de esa noche y el de Delgado contra Santos?

    http://www.youtube.com/watch?v=-EWcp9uQVBQ

    ResponderEliminar
  3. Bueno, tanto en la copa como en el campeonato Pastoriza durmió con Latorre de suplente, hay que reconocer que entre 1989 y 1992 Latorre fue el mejor jugador argentino.

    ResponderEliminar
  4. y después de 10 años , volví a ver repetida la imagen de Luís Cubilla, el Dt de Olimpia, entrando corriendo a festejar a la cancha como la final del 79 tambien en la Boca, con los brazos levantados, cosa que nunca pudo hacer en su epoca gayina como jugador en los 60

    ResponderEliminar
  5. Gitano dijo... No me olvido más de ese día. Todavía me veo en mi casa escuchando la radio (no siempre, mejor dicho casi nunca, el fútbol televisado era en directo) y la enorme frustración y lo durísimo que fue ir al colegio al día siguiente. Cuando el traidor de villarreal erró el penal me quería matar. No recordaba la final del 79 (tenía 5 años entonces), así que ese día nació mi odio esterno hacia olimpia. Que se incrementó cuando nos eliminaron de la Copa en el 2002.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Qué notable, los muchachos de hoy no se hacen idea de que un River puede quedar chico al lado de esos "Olimpias".. Abrazo de un olimpista a un boquense..

      Eliminar
  6. Gitano dijo... No me acordaba para nada, y sigo sin acordarme, de que Comas erró un penal en el 0-2 de ida. Sempre creí que después del que erró contra las gallinas en el 87 no tenía que patear más los penales. Generalmente los metía, pero su forma de patearlos, casi siempre al ángulo derecho del arquero, me generaba una tensión extrema.

    ResponderEliminar
  7. Este tremendo partido fue el 12 de abril. AL otro dia recuerdo haber ido al colegio con la camiseta de Boca abajo de la camisa y corbata. Cosa que para la epoca era visto como una locura absoluta (?).
    Le rompí tanto las bolas a mi viejo que a los 4 dias, el 16 de abril, me hice socio de Boca.

    ResponderEliminar
  8. Estuve con mi viejo esa noche, el mismo en el gol de Tavares tiro una radio portatil que tenia de la emocion, los que estuvimos presentes en la bombonera ese partido, creo que habra sido de los mas impresionantes partidos que hubo, la remontada espectacular, el aliento de la 12, la bombonera creo que era una infierno para los paraguayos, lamentablemente despues el desgraciado de Almeida se atajo todo en los penales, pero igual fue epico para Boca...

    ResponderEliminar
  9. Miño, un jugador paraguayo, que recorrio el mundo como futbolista, dijo que nunca en su vida vio un estadio moverse como la bombonera, esta en el diario cronica, de la tarde, al dia siguiente del partido. Boca no merecio ese final, en paraguay no merecio perder, y aca levanto un partido increible!!!!

    ResponderEliminar
  10. He visto el partido completo hace poco porque tengo el DVD y realmente fue una epopeya, se puede, a pesar del paso del tiempo percibir toda la tensión, nerviosismo, angustia, locura, todo todo...

    Relataba Araujo y comentaba Niembro para Canal 9, los mismos de siempre... Lo curioso es que a cada rato decían "Boca está a 3 goles de los penales"... como si fuera fácil... bueno, y Boca lo logró.

    Maldito Villarreal, que le costaba meter el penal!!!

    ResponderEliminar
  11. Gitano dijo… Además hay que tener en cuenta que en los 80 no era cosa de todos los años jugar la Copa para entender la enorme decepción que significó quedar afuera de esa manera.

    ResponderEliminar
  12. Estuve en el partido de ida. No fue en el Defensores del Chaco (estaba suspendido por incidentes en el Olimpia-Cobreloa) sino en el Manuel Ferreira de Olimpia. Tampoco recuerdo que Boca haya tenido algún penal a favor, aunque sí varias jugadas claras de gol; en una de ellas en el PT Tapia eludió a Almeida definió de derecha y de la nada apareció Miño para sacarla sobre la línea. Aclaro que soy de Asunción, hincha de Olimpia desde que me acuerdo (1963) y de Boca desde 1964, porque en ese equipo jugaba Benicio Ferreira, ex Olimpia y amigo de una tía, a quien enviaba cartas y fotos del equipo campeón de ese año. Carlos

    ResponderEliminar
  13. Recuerdo esa noche, escuchando el partido en la radio de mi viejo fitito, lo que atajó el mono y lo que defendió el mariscal SIMON no tiene nombre y fue irrepetible...ellos dos contra los ataques paraguas.

    ResponderEliminar
  14. Este partido debe pasarse seguido por ejemplo en los entretiempos donde el equipo parece que no eda remontar un resultado. Si se pudo ganar este partido, todo es posible.

    ResponderEliminar
  15. Me acordaba que el partido de ida habia sido a la tarde, me entere el resultado jugando un Torneo de Barrio entre chicos.
    Y lo de aquella noche es uno de los recuerdos mas emocionantes que tengo de chico como hincha de Boca.Escuchandolo por Radio mientras en la tele pasaban el primer tiempo, con mi viejo y un amigo.
    Mi vieja a las puteadas porque los gritos de GOL la despertaron a ella y a mis hermanos mas chicos.
    Almeida y Amarilla malditos desgraciados los odié durante años(Almeida fue el mismo arquero en el 79,no? dicen que se tapo todo aquella noche tambien)
    En el ultimo gol me paré en la silla y revolee mi sueter no se donde para mostrar con orgullo la azul y oro de piqué que me compro mi viejo unos años antes(Tengo una igual ahora).La desilusion del final, no fue tan amarga, Boquita habia dejado todo, los penales fueron una loteria.
    Como siempre posts como estos nos tocan en lo mas profundo de nuestros recuerdos

    ResponderEliminar
  16. Una vez me lo encontre a Cubilla por Asuncion, es un tipazo, remacanudo, y lo primero que le pregunte fue que sintio cuando gano la Libertadores en La Boca en el 79 y me dijo que lo unico que se acuerda fue que el equipo estuvo demorado en el vestuario hasta las 3 o 4 de la mañana porque los hinchas no lo dejaban salir. Actualmente el uruguayo sigue dirigiendo a Olimpia.

    ResponderEliminar
  17. Por favor pongan un recuerdo lindo!!! hace poco se habló de la final con Ñuls, durísimo.
    El otro día con EMJ recordábamos la tristeza con la que volvimos de la cancha el día que el Boca del Pato perdió con Indepte en el 89, y empezamos a perder el campeonato..... y ahora este partido!!! Estábamos en la socios abajo de la visitante, que manera de sufrir , pasamos tantas veces de la euforia a la desazón... eran años en los que parecía que nada nos podía terminar de salir bien... creo que hacer el secundario en la 2da mitad de los 80 siendo bosteros, nos templó el espíritu.

    ResponderEliminar
  18. Yo creo que esta bueno tambien recordar algunas cosas no tan lindas como estas, o la final con Ñuls en el 91(cuando la AFA nos robo) porque eso nos diferencia de las demas hinchadas, que los bosteros alentamos en las buenas y en las malas.

    ResponderEliminar
  19. ¡Qué partido! Lo ví en el palco. Ese día Simón demostró que era de otro planeta. Ese día también estaba todo encaminado para que Perazzo se convirtiera en ídolo de Boca, pero después le tiró al meter el último gol, inexplicablemente lo hicieron patear el penal que le atajó Almeida y allí se acabó su candidatura. Además recuerdo la vibración en el estadio, el nerviosismo parecía un ente sólido. Recuerdo caminar de vuelta con una sensación totalmente agridulce, decepción por la eliminación injusta, orgullo por los huevos increíbles que pusieron los jugadores y por como alentó la hinchada. Beto

    ResponderEliminar
  20. Yo estaba en séptimo grado y no voy a mentir, apagué la tele al segundo gol paraguayo y me fui a dormir. Para colmo, mi viejo estaba de viaje, así que al otro día me fui a la escuela sin saber nada. Bueno, llego a la escuela y noto a mis compañeros bosteros bastante alicaídos, así que no daba para charlar. Lo raro, eso sí, es que nadie nos cargaba.
    La cosa es que en la última hora de clase (Actividades prácticas) un par de pibes se ponen a hablar del partido, mencionando la palabra "penales". ¡Cómo penales! Los pibes me miraban como si fuera un extraterrestre, no podían creer que me había perdido semejante partido, y cuando me lo contaron me quise cortar las aún lampiñas bolas...

    ResponderEliminar
  21. Empiezo para Carlos de Paraguay, Benicio Ferreira y Rulli pasaron a Racing por el pase de Menotti y Sacchi a Boca. Lo unico rescatable es todo lo que ganó después Rulli en Racing, campeonato local, libertadores E intercontinental. Esa noche el Mono atajó muy bien pero uno de los goles de Amarilla se equivocó dando un rebote corto a los pies en un tiro libre queriendo amortiguar el tiro.,
    Para Hernán, el espíritu de esta página es el hecho curioso, la anécdota y el "antiheroe", a veces se escapa algo de lo positivo o historias `positivas, pero en general es del antiheroe, no del prócer. Almeyda creo que es Uruguayo nacionalizado y era eterno, me parece que atajaba en la seleccion paraguaya ya en las eliminatorias de 1973 cuando Argentina eliminó a Paraguay en la Bombonera

    ResponderEliminar
  22. Gracias por el dato Miguel. Ferreira después de Racing jugó en Colombia en el Deportivo Pereira (66), Deportivo Cali (67, 68) y Olimpia (69 al 72). Se retiró a los 32 años. Almeida es, efectivamente, uruguayo de nacimiento. Vino a Paraguay en el 72 a jugar por Guaraní; en el 73 pasó a Olimpia, se naturalizó paraguayo y jugó el partido contra Argentina en el 73 en la Bombonera. Yo ya estaba viviendo en Argentina y fui a ese partido, en el que Chupete Guerini clavó el tercero argentino en el arco de Casa Amarilla. Como este es un post bostero quiero agregar que -si mal no recuerdo- antes del Boca-Olimpia del 89 habían muerto en un accidente los hijos de Alegre, pero él igual fue al partido. Un abrazo Azul y Oro a todos. Carlos

    ResponderEliminar
  23. Carlos, omití a otra gran figura, también pasó a Racing el YAYA J J Rodriguez, gran figura también del equipo de José.

    ResponderEliminar
  24. epico Boca,en el segundo por unica vez en mi vida hinche por el eterno rival.

    ResponderEliminar
  25. Yo hace poquito vi ese partido en DVD completo, increible! si Boca pasaba ese escollo era campeón, no tengo dudas.

    ResponderEliminar
  26. Saludos Hijos... Hay verdades que duelen... a algunos, asi como a Uds., les duele aceptar que contra nosotros, nunca pudieron... Salud Campeon... Olimpia, Rey de Copas

    ResponderEliminar
  27. ADMIRACIÓN Y RESPETO A BOCA Y LA 12.

    AGUANTE OLIMPIA... CON LO CHICO QUE ES PARAGUAY Y LA POCA CANTIDAD DE HABITANTES... A TRAVES DEL OLIMPIA HEMOS REALIZADO HAZAÑAS QUE DEJÓ AL MUNDO CON LA BOCA ABIERTA...
    De este partido escuche muchiiisiiimo... tambien del que se jugó aquí en Asunción, en "el Bosque" [cancha del Club Olimpia] especificamente... LA 12 QUISO ENTRAR POR EL SECTOR SUR... DONDE PARAN LOS DE L.B.O., Y HUBO UNA GRAN BATALLA CAMPAL...

    OLIMPIA - BOCA... un clásico.

    Saludos, visiten...
    c l u b o l i m p i a . c o m . p y
    l a b a r r a d e l a o . c o m . p y

    ResponderEliminar
  28. Increíble las anécdotas de este verdadero clásico sudamericano... Saludos a los hinchas bosteros desde Paraguay!!! Fue y siempre será un gran honor lidiar con semejante equipo y semejante hinchada en torneos internacionales!!! Salud Club Atlético Boca Juniors, Salud Club Olimpia, el único Grande Paraguayo!!! Oscar

    ResponderEliminar
  29. Alguna vez escuché que el ejecutor original del penal que malogró Villarreal era Juan Simón, pero que el crack rosarino estaba algo acalambrado y le pidió al cordobés que fuera él a patearlo. Luego de que éste lo errara, Simón sí pateó y convirtió. ¿Alguien sabe si es cierto o simplemente un infundio?

    ResponderEliminar
  30. Señores, soy de OLIMPIA, terrible partido, tenia 11 años, la gloria que desbordo ese partido no daba cuenta atras... lastimosamente perdimos la final de ese año, pero jugamos la siguiente y la copa fue a "EL BOSQUE DE PARA UNO" sobre el "ODIO" del que habla uno aca, no se, no se compara, IDEM.

    ResponderEliminar
  31. "creo que hacer el secundario en la 2da mitad de los 80 siendo bosteros, nos templó el espíritu."


    EPICA FRASE

    ResponderEliminar
  32. Fui al partido de ida en Asunción en el micro con la Doce (aclaro que no soy ni fui de la barra) y todo lo que nos hicieron esos asesinos paraguayos desde que cruzamos la frontera fue vergonzozo. No es que la Doce quiso entrar por la tribuna de ellos, la policía nos mandó para ahí engañados diciendonos que era la tribuna visitante y cuando fuimos a entrar se nos apareció toda la barra de Olimpia desde adentro del estadio. Salimos de ahí y nos fuimos a nuestra tribuna. Comas no pateó ningún penal en Asunción ya que no hubo penal para Boca esa tarde. Después del partido la hinchada de Olimpia nos vino a provocar en la Plaza de los Héreoes donde estábamos todos los argentinos esperando que abrieran la frontera para pegar la vuelta y se armó una batalla descomunal. Los paraguayos corrieron como nunca y la policía nos metió presos a todos los argentinos y a los paraguayos los dejaron ir a su casa. Nunca en mi vida sentí tanto antiargentinismo de parte de otro país. Desde ese día odio a todos los paraguayos y a todos los sátrapas de Olimpia. Bueno, en realidad a Olimpia lo odio desde el viernes 27 de julio del 79 cuando nos arrebataron la Copa en la Bombonera. Yo tenía doce años y estaba en mi platea -la misma que sigo teniendo al día de hoy- y fue la peor tragedia como hincha de Boca que me toco vivir. Almeida estuvo presente en las dos veces (79 y 89) y nos cagó en ambas: otro personaje a quien odiar. Olimpia y Paraguay podrían desaparecer del planeta y nos harían un favor a toda la humanidad.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Hernan querido, dejá tanto odio que te va a hacer mal. Sinceramente nos odias a 7 millones de personas por un partido de fútbol?. dejate de joder. Yo tengo 400 amigos argentinos y son una de las mayores alegrias de mi vida.
      Vamos Boca y vamos Olimpia!!

      Eliminar
  33. Qué pena Hernán ¡Cuánto odio! Mi nombre es Carlos y tengo la suerte de ser hincha de Olimpia y de Boca (más arriba ya expliqué por qué). El antiargentinismo de muchos paraguayos es intolerable como lo es el antiparaguayismo, tuyo y de otros argentinos, pero no es un sentimiento mayoritario, afortunadamente (lo sé porque viví en ambos países). Ya conté que estuve en la cancha y es cierto que la hinchada de Boca casi entra a la tribuna donde estaban los hinchas organizados de Olimpia (en ese momento no eran aún barrabravas ni tan violentos como ahora), pero no recuerdo ninguna pelea ni enfrentamiento más allá de insultos y lanzamientos de objetos. Además los de la Doce no son ni eran nenes y atacaron a los de Sol (que no tenían ni barra), que estaban en la misma tribuna porque habían jugado a primera hora contra el Táchira; además al final del partido, los de la Doce provocaron destrozos en el vecindario y fueron desafiando a la gente común que estaba en la zona.

    ResponderEliminar
  34. ese partido me marcó a fuego. Recuerdo que despues del partido no podía dormir de los nervios que tenía y salí a caminar a la madrugada para que se me vaya pasando. Una remontada historica que no nos sirvió para pasar.

    ResponderEliminar
  35. Tuve suerte de no haberlo visto, porque sino me moría de un paro cardíaco.

    ResponderEliminar
  36. El partido se encuentra completo para el que quiera sufrir un poco:

    http://www.youtube.com/watch?v=BAohIYyNR-Y

    Algo para remarcar. Después del segundo gol de Olimpia y antes del descuento de Perazzo, se escuchaba a la hincha de Boca cantando el "aunque ganes o pierdas"; imagino yo que el 0-4 hizo perder la esperanza a muchos, pero sin embargo el hincha, como tantas veces, demostrando el amor. ¿Y Niembra? Hablando del silencio, apatía y amargura del hincha de Boca, como era de esperarse de un tipo tan anti-Boca como él.
    Bastante parecido a lo que ocurrió este sábado pasado, donde la gente de Boca con un 0-2 abajo se rompió la garganta cantando por Boca y Niembro hacía lo imposible para desviar la atención y hablar mal de Boca, alabar a Riber,etc.

    ResponderEliminar
  37. tremendo partido, muy parecido al 4-3 contra river por la libertadores del 91, tb recuerdo otro similar, un 3-2 frente al velez de ruggeri y gareca, q iba ganando 2-0 con goles de ellos mismos y luego con 3 goles del rober cabañas se lo dimos vuelta, era justamente el debut del rober
    volviendo al partido con olimpia, recuerdo q los autores de los goles fueron despues los q erraron los penales, es decir, perazzo, richard tavares y villita...

    ResponderEliminar
  38. Inolvidable este partido. Alma y vida. Lo escuché en casa con mi papá. Yo tenía 12 años. Mi papá 32. Cuando se pusieron 2-3 mi viejo dice: "Boca lo da vuelta, lo da vuelta". Y empezó la remontada. Cómo gritamos esos goles. Como dijo alguien más arriba, Perazzo, si Boca pasaba, se convertía en ídolo. Qué huevos Richard Tavares. Qué cagón ese Villarreal, que ingratitud para con Boca. Llegaron los penales. Dolió en el alma esa derrota. Pero el honor xeneize estaba salvado. Cómo atajó ese Ever Almeida; y qué noche tuvo Amarilla la puta madre. Cuando terminó la serie, mi viejo sentado en la mesa de la cocina, con la frente apoyada en los brazos, sin poder levantarse, con los ojos llorosos. Al otro día me quisieron gastar en el colegio por la derrota. No me importó nada. Fui con la camiseta abajo de la camisa del uniforme. Años después, el tiempo nos devolvería la gloria que supimos conseguir. Y en Sudamérica, sí, Olimpia es más grande que River. Y el más grande de todos, BOCA JUNIORS.

    ResponderEliminar
  39. Habia hinchas d olimpia akel dia?! Xke no parece!

    ResponderEliminar
  40. Yo tenía 23 pirulos entonces.Vivía en San Miguel y bastante seguido iba a ver a Boca. En ese entonces, quienes amábamos esos colores a pesar de no ser socios del club, aún teníamos derechos para asistir a la bombonera. Bastaba hacer la interminable cola unos días antes del partido, a veces de varias horas, para hacerse de una entrada.
    El partido, pese a mi fragil memoria, no se borra más de mi mente. No recuerdo muchos detalles. No recordaba el nombre del arquero paraguayo ni recordaba que Villareal se convertiría luego en un traidor como muchos lo catalogan, tal vez injustamente. Pero lo que quedó imperecedero en mi memoria es la sensación de hondo desamparo luego de la traumática serie de penales. Volverse a san Miguel solo... (creo que hacía bastante frio), en un despojado vagón del viejo San Martín vaya uno a saber a qué horas de la madrugada, después de esa derrota tras la tremenda remontada es algo difícil de describir.
    Vamos Boca!

    ResponderEliminar
  41. Épico. .. lastima no vi el partido. .. era muy mitai. ... Pablo Escobar ese año le robo a mi querido Olimpia esa libertadores. El takuara Amarilla era un crack. Pero de crack te hablo. Incomparable

    ResponderEliminar
  42. Épico. .. lastima no vi el partido. .. era muy mitai. ... Pablo Escobar ese año le robo a mi querido Olimpia esa libertadores. El takuara Amarilla era un crack. Pero de crack te hablo. Incomparable

    ResponderEliminar
  43. Imborrable! Para ambos cuadros sin dudas..asi como para ustedes fue increible quedar fuera luego de esa remontada para nosotros fue increible perder la copa luego de esa clasificacion (en la final tras una definicion en penales aun mas infartante)..la libertadores es lo mas lindo del mundo! Saludos y respeto desde Paraguay..nos volveremos a encontrar

    ResponderEliminar
  44. Partidazo, acorde a la envergadura de ambos equipos, gigantes del fútbol!!!

    ResponderEliminar